Reloj Breitling for Bentley

Breitling for Bentley coloca en la línea de salida a dos nuevos campeones de excepción. bautizados con el nombre del más célebre de los Bentley Boys, que fue también el primer piloto en ganar tres veces consecutivas las 24 horas de le Mans (1928, 1929, 1930), los cronógrafos Bentley Barnato y Bentley Barnato Racing destacan por sus excepcionales cualidades y su diseño fuera de serie. En primera línea, las esferas, de un estilo muy deportivo y dotadas particularmente de un sistema muy original de contadores a disco. la caja sobria y potente va adornada con un ancho bisel cuyo relieve moleteado se inspira en los botones de mando Bentley. Provistos de fondos de zafiro transparentes, estos instrumentos de alta gama ofrecen en su reverso un espectáculo totalmente inédito, con su masa oscilante que reproduce el dibujo de las llantas del nuevo Bentley Continental GT. El motor, por su parte, tiene todas las cualidades para ganar la carrera de la precisión y la resistencia, como son un mecanismo certificado por el Control oficial suizo de Cronómetros (Cos) y un sistema único en el mundo de «cronógrafo 30 segundos». dos nuevos Bentley Boys dispuestos a afrontar todos los retos.


En 1923, Walter Owen Bentley envía uno de sus bólidos a participar en la primera edición de las 24 Horas de Le Mans. En 1924 llega la victoria: la firma británica gana la carrera con un Bentley 3 litros. Una hazaña que se repetirá cuatro veces consecutivas, en 1927, 1928, 1929 y 1930, las dos últimas victorias gracias a un Speed 6. Es la época de los legendarios Bentley Boys: Benjafield, Birkin, Davis, Rubin, Kidston, y sobre todo Barnato, el más célebre de ellos, un negociante de diamantes multimillonario. Veteranos deportistas, auténticos «amateurs», ricos y seductores, los Bentley Boys corren ante todo por sentido del honor y gusto por el reto. Amantes de fiestas tanto como de victorias, marcarán para siempre el estilo Bentley conjugando a la perfección excelencia técnica y sentido del lujo. En 2003, Bentley reanudó su glorioso pasado deportivo haciéndose con los dos primeros puestos en las 24 Horas de Le Mans.

De un diseño absolutamente Bentley, el Bentley Barnato va dotado de una caja de imponentes volúmenes, un bisel fijo con perfil moleteado y unos contadores realzados en color rojo —como en los paneles de instrumentos de los más bellos deportivos de la marca británica. Totalmente Breitling por la técnica, combina un mecanismo cronógrafo automático certificado cronómetro por el COSC y un sistema altamente eficaz y legible de «cronógrafo 30 segundos». Su originalidad se hace igualmente patente en el reverso de la caja, dotada de un fondo transparente a través del cual puede admirarse la masa oscilante con forma de llanta. Disponible con una esfera negra o plata realzada con índices aplique y contadores tono sobre tono decorados con un fino motivo en espiral, el Bentley Barnato se propone en versión acero así como en una serie limitada de 500 ejemplares de oro rojo. Este modelo va acompañado de correa de piel, cocodrilo, caucho o brazalete metálico Speed, particularmente robusto y cómodo de llevar.

La serie especial Bentley Barnato Racing destaca por su nuevo y espectacular diseño que lo convierte en el más original de todos los cronógrafos Breitling for Bentley. Los contadores con agujas se han sustituido por un sistema inédito de contadores a disco, que indican los minutos y las horas del tiempo cronometrado enfrente de dos triángulos rojos. La forma calada de los discos plateados evoca los volantes de los célebres bólidos Bentley que ganaron cinco veces consecutivas las 24 Horas de Le Mans entre 1924 y 1930, gracias a Barnato y a los otros Bentley Boys. El «cronógrafo 30 segundos» permite medir las más impresionantes vueltas de pista a 1/8 de segundo. La masa oscilante, que evoca el dibujo de las llantas del nuevo Continental GT, transmite un máximo de energía al mecanismo certificado cronómetro por el COSC. Tallado en acero, el Bentley Barnato Racing ostenta unos colores aún más exclusivos en una serie limitada de 500 piezas de oro rojo.

Basado en una patente que Gaston Breitling, hijo del fundador, registró en 1926, el ingenioso sistema «cronógrafo 30 segundos» se caracteriza por llevar una aguja central que efectúa una vuelta de esfera en medio minuto, en lugar de los 60 segundos habituales. Esta configuración inédita ofrece una lectura muy precisa de los tiempos cronometrados a 1/8 de segundo.

Publicar un comentario

 
Moda para ellos - Revista de moda masculina © 2015 - Designed by Templateism.com | Distributed By Blogger Templates