Como un hombre debe ponerse una camisa


En el momento de comprar una camisa, tenemos que tener en cuenta un factor importante, no todos los fabricantes, utilizan la misma regla para el patrón de corte, ni cada uno de los modelo fabricados tienen las misma características, en cuanto a tallaje. Te comentamos este detalle, puesto que no es lo mismo comprar un talla de un fabricante, que la misma talla de otro. Tampoco es lo mismo un modelo netamente de sport, que una camisa destinada a ser usada con corbata.



Hace unos meses, dedicamos un post, al problema que tiene las camisas, cuando se salen del pantalón continuamente. En algunas ocasiones, la raíz del problema suele estar en la adquisición de un modelo o talla que no es la correcta.

En los meses donde bodas y ceremonias, copan nuestra agenda y se hace necesario comprar camisas para estos eventos, esdonde comienza el problema de los tallajes.

La diferencia que hace que luzcas poco elegante o de una forma impecable, se reduce muy frecuentemente a los pequeños detalles que hacen que tu ropa se adapte perfectamente a tu figura.

Algunos solo dependen de una buena observación,  mientras pruebas las prendas en el probador.

Como nuestra apuesta personal, es demostrar que se puede aprender a ser elegante y que esta cuestión no solo depende del  instinto natural. Siguiendo  estos consejos, podemos aprender a controlar ciertos detalles de una manera  minuciosa y con buen criterio:

  • El cuello de la camisa debería rozar tu cuello sin oprimirlo. Debes de  poder introducir fácilmente 1 dedo dentro de tu cuello abrochado, sin sentir presión contra tu piel. Si cuando giras tu cabeza, el cuello de la camisa gira con ella, es señal inequívoca de que está  demasiado ajustado. La solución está en comprar una talla mas.
  • Los puños deben llegar hasta el punto donde comienza tu mano, deja el brazo completamente extendido hacia abajo y comprueba este matiz. Estos tienen que dejar espacio suficientemente, para albergar un reloj de tamaño medio. Esta regla también se aplica para camisas de puño doble para gemelo. Si el puño de la camisa es  de botón, moverlo es una operación muy fácil y no tiene mas problema. En el caso de que los puños estén destinados  exclusivamente a gemelos, probar una talla mas, puede ser una buena solución, siempre que el resto de los detalles que estamos mostrando, queden en los parámetros correctos.
  • La costura del hombro, debe estar exactamente  situada sobre  tu clavícula. Una desviación de esta costura, te producirá arrugas tanto en la espalda, como en el delantero y caja de cuello. Si observas este tipo de arrugas, ya sabes de donde pueden provenir.  Descarta esa marca o modelo, solo te dará problemas, este tipo de arreglos suelen ser complicados de solucionar  y  si tratan de arreglar, en su mayor parte con resultados poco satisfactorios.
  • Las mangas no deben hincharse, ni quedar muy ajustadas. A lo largo de estos cuatro últimos años, los patrones de camisas se han ajustado tremendamente, incluso complicando la compra de esta prenda, a personas con relativa tripa. Las mangas excesivamente ceñidas, tienden a ser bastante incomodas y a la inversa, estéticamente poco elegantes, en el termino medio siempre está la virtud. Demasiado estrechas, no tiene solución, salvo cambiar la manga. En el caso de estar anchas, pueden hacerte un buen ajuste.
  • Cuando lleves tus manos detrás de tu cabeza, la camisa no debe salir del pantalón, si eso sucede, la sisa puede estar muy baja, bien por exceso de talla o por que el patrón utilizado está defectuoso. Prueba a bajar 2 tallas y confirma la diferencia.
  • El largo de la camisa debe permitir tus movimientos naturales sin salir de pantalón. Existen camisas cortas, destinadas a llevarla fuera del pantalón, este modelo es tremendamente incomodo, si pretendes llevarlo por dentro. Una camisa larga, siempre se puede cortar, una camisa corta, no es posible dar mas largo. Piensa para que quieres destinarla exactamente.

Siempre recomendamos evitar todos estos problemas e inconvenientes, comprando las camisas a medida. No solo se trata de evitar problemas, la personalización de una prenda, es una factor diferenciador,  que te llevará fuera de la cantidad de prendas que se fabrican exactamente iguales,  y vendidas por todo el planeta.
Dentro de la medida existen dos posibilidades bien distintas y con grandes diferencias. Por un lado un camisa cosida 100 % a mano, verdaderas obras de arte y absolutamente perfectas, donde la mano del maestro camisero,  marca el punto de inflexión, prendas inigualables.
La segunda opción, es coserlas completamente a maquina, con esta segunda alternativa, se consigue unos ajustes impecables y  un abaratamiento muy considerable en el precio, siendo asequible a cualquier bolsillo. Por el precio de una buena camisa industrial, puedes tener en tu armario, una prenda creada exclusivamente creada para ti.

Publicar un comentario

 
Moda para ellos - Revista de moda masculina © 2015 - Designed by Templateism.com | Distributed By Blogger Templates